Riesgo de lesión, síntesis y degradación proteica en mujeres

Riesgo de lesión, síntesis y degradación proteica en mujeres

Las mujeres adultas sanas tienen menos masa muscular que los hombres, tanto absoluta como relativa; al igual que diferente estructura y propiedades biomecánicas de tendones y ligamentos que los hombres.

El tamaño y la composición de los músculos y tendones se determina por el equilibrio entre las tasa de síntesis y tasa de degradación de las proteínas estructurales de estos tejidos (“turnover” proteico). El balance neto de proteínas, y consecuentemente las adaptaciones de los tejidos blandos, están influenciados por estímulos externos como la alimentación, el ejercicio y el perfil hormonal.

Dentro de este último, los estrógenos juegan el papel principal. A lo largo de su vida, antes de alcanzar la menopausia, las mujeres poseen unos elevados niveles de estrógenos en comparación con los hombres (alrededor de cuatro veces más, aunque es modificable con métodos anticonceptivos, por ejemplo).

Los receptores de estrógeno se localizan en diferentes zonas anatómicas, incluido el interior de del músculo esquelético, los tendones y los ligamentos. De esta forma, es evidente que existe diferencia entre las adaptaciones de estos tejidos al entrenamiento entre hombres y mujeres a la largo de todas las edades, así como entre las propias mujeres si se comparan diferentes etapas de la vida (ej. adolescencia VS premenopausia VS postmenopausia).

El turnover proteico depende mucho de la edad…

Durante la adolescencia, el incremento de masa muscular es mucho más notorio en los chicos que en las chicas debido al aumento de la secreción de testosterona, lo que sugiere una relación causal entre testosterona y crecimiento muscular, al menos en varones jóvenes.

Sin embargo, en personas mayores de 50-55 años, se ha observado una tasa de síntesis de proteína muscular menor en los hombres que en mujeres postmenopáusicas de la misma edad, a pesar de que el nivel de testosterona es todavía aproximadamente 10 veces mayor en los hombres en comparación con las mujeres.

La tasa de síntesis de proteínas muscular no es sólo mayor en comparación con los hombres de esa misma edad, sino también en comparación con las mujeres premenopáusicas, una de las explicaciones se atribuye a la marcada disminución de los estrógenos en las mujeres después de la menopausia.

Pese a ello, es conocido que las mujeres de edad avanzada experimentan una pérdida acelerada de masa muscular alrededor de la menopausia (atrofia muscular).

Entonces, ¿cómo es posible que con mayor síntesis de proteína muscular se pierda masa muscular a partir de la menopausia?… Pues porque ese aumento en la síntesis es contrarrestado por una regulación al alza de la degradación de las proteínas, motivada en parte porque se reduce la sensibilidad a los estímulos anabólicos como el ejercicio de fuerza.

…y también del ejercicio.

En las mujeres deportistas existe una intervención de la testosterona en la adaptación muscular. La dehidroepiandrosterona (DHEA) producida por la corteza suprarrenal puede convertirse en testosterona y, por consiguiente, la sangre contendrá una cierta cantidad de la hormona masculina.

El nivel sanguíneo de esta hormona (DHEA) está claramente compensado por el aumento de la sensibilidad del tejido muscular (dependiente de los estrógenos) a la acción de la testosterona. Entre las deportistas, se ha observado que la testosterona libre presenta valores más elevados en las atletas que hacían ejercicio aeróbico, mientras que las que pertenecían a los grupos anaeróbico láctico y anaeróbico aláctico eran similares; aunque la testosterona total era mayor en estas últimas. Consecuentemente, el turnover proteico es más elevado en mujeres que realizan predominantemente ejercicio de fuerza que aeróbico.

grafica-testosterona

En este punto es importante recordar que, como expuso Sergio Espinar en su guía de nutrición para la mujer deportista, las mujeres usan más grasa durante el entrenamiento a través de los TGIM (trigliceridos intramusculares), algo que puede estar motivado por la mayor presencia de receptores estrogénicos intramusculares (predominantemente, pero no de forma exclusiva, en el citoplasma muscular) que en los hombres.

Coincidiendo con todos los autores, las atletas de resistencia presentan valores de estrógenos inferiores a los normales debido al fortalecimiento aeróbico, equilibrando así la menor presencia de testosterona total e incluso provocando que la relación testosterona total / estrógenos permita un turnover proteico positivo mayor que en las sedentarias.

Todo ello, en relación con el apartado anterior y puesto que se reduce la sensibilidad a los estímulos anabólicos como el ejercicio de fuerza una vez alcanzada la menopausia, hace más que aconsejable, en mi opinión, necesaria, la práctica de ejercicio desde la adolescencia, y no sólo aeróbico, para evitar pérdida de masa muscular a largo plazo (y las consecuentes funcionales que ello supondría).

hormonas

La influencia del nivel de estrógenos en el riesgo de lesión

La transmisión de fuerza desde el tejido muscular esquelético depende de los tendones y ligamentos conectados a los filamentos contráctiles del músculo. El colágeno es la proteína más abundante en este tipo de tejido; en particular, hay una alta concentración de colágeno estructural tipo I.

celula

Al ser el colágeno una proteína, podemos entender que el balance proteico de colágeno influirá en las propiedades biomecánicas de tendones y ligamentos: a mayor área transversal, mayor capacidad de resistir tracción durante una carga debido a que esta se extiende sobre un área más grande.

En línea con esto, se ha demostrado que las mujeres poseen una menor rigidez tendinosa, por lo que parece que la influencia del nivel de estrógenos en tendón y ligamentos tendrá indirectamente un impacto sobre el músculo esquelético y su función. Según Hansen y Kjaer (2014), la exposición a largo plazo a altos niveles circulantes de estrógeno podría influir en la susceptibilidad a lesión, aunque esto se ha hecho más evidente por la administración exógena de diferentes tipos de hormonas femeninas sintéticas:

  1. El uso a largo plazo de terapia de reemplazo de estrógenos se asocia con cambios en la estructura del tendón de la extremidad inferior y reduce la rigidez del tendón en comparación con mujeres de la misma edad (posmenopáusicas). Por ello, al menos en mujeres posmenopáusicas activas, es beneficioso y puede reducir el riesgo de sufrir lesiones de ligamentos y/o tendones.
  2. Aunque el uso de anticonceptivos puede reducir el riesgo de lesión transitoriamente, su uso a largo plazo provoca una reducción de la respuesta al ejercicio en los tendones. Es decir, se harían dependientes a los anticonceptivos y esto provocaría tendones más débiles una vez se dejasen de utilizar.

En general, en mujeres, el estrógeno debe ser percibido como anabólico en relación a mantener o incluso mejorar la función del músculo esquelético. Sin embargo, altos niveles de forma endógena o exógena pueden perturbar el equilibrio proteico en tendones y ligamentos.

De esta manera, se han descrito lesiones en el ligamento cruzado anterior más frecuentes en mujeres que en los hombres que hacen el mismo deporte; al igual que, entre mujeres, las lesiones están relacionadas con la época del ciclo, predominando en la fase ovulatoria y en la luteínica.

hormonas-2

Fuentes

  • Díez, E., Alvarez, J. L., & Valle, S. G. (2006). Influencia del ejercicio físico sobre los niveles de gonadotropinas, estrógenos y progesterona en mujeres atletas. Archivos de medicina del deporte: revista de la Federación Española de Medicina del Deporte y de la Confederación Iberoamericana de Medicina del Deporte, (112), 93-100.
  • Díez, E., García, S., Rodríguez, L. M., Moreno, C., & García Iglesias, A. (2002). Testosterona, dehidroepiandrosterona y androstendiona en mujeres atletas de competición. Archivos de medicina del deporte, 19(90), 283-288.
  • Hansen, M., & Kjaer, M. (2014). Influence of sex and estrogen on musculotendinous protein turnover at rest and after exercise. Exercise and sport sciences reviews, 42(4), 183-192.
Valoración Riesgo de Lesión, síntesis y degradación proteica en mujeres

Turnover proteico según la edad - 100%

También del ejercicio - 100%

Estrógenos y lesiones - 100%

Lesiones en fase ovulatoria y en la luteínica - 99%

100%

Evaluación HSN: Sin Puntuación Todavía !
Content Protection by DMCA.com
Sobre Mario Muñoz
Mario Muñoz
Mario Muñoz es todo un entusiasta de todo lo relacionado con el mundo del fitness. Pero sobretodo, lo que más le apasiona es el campo de la investigación, tal como se refleja en cada uno de sus artículos publicados con un excelente rigor científico.
Te puede interesar
Suplementos Ciclo Menstrual
Suplementación en Función del Ciclo Menstrual

Lo que vamos a tratar en este artículo es qué tipo de suplementos para el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *