Suplementación con Sales de Cetonas - Cetonas Exógenas Blog de Fitness, Nutrición, Salud y Deporte | Blog HSN
Sales de Cetonas

Sales de Cetonas

Analizamos la suplementación con sales de cetonas y sus potenciales efectos ergogénicos. ¿Es posible tomar cetonas exógenas?

La cetosis es un estado fisiológico inducido por un componente nutricional.

Cuando restringimos significativamente la ingesta de hidratos de carbono, el organismo comienza a depletar sus depósitos de glucógeno (glucogenólisis), es decir, como no me das… uso lo que ya tengo…

¿Qué ocurre cuando nuestras reservas de glucógeno son bajas?

Sin embargo, las reservas de glucógeno que el organismo es capaz de almacenar son limitadas (véase figura I) por lo que en función de:

  1. las demandas energéticas del sujeto; y
  2. el estado previo de estos depósitos

Estas reservas pueden vaciarse por completo en apenas unos días.

Figura 1

Figura I. Contenido de glucógeno en el hígado y el músculo. (Adaptado de Hargreaves, 2012; en Murray & Rosenbloom, 2018)

Cuando esto ocurre, el organismo se ve sometido a prescindir del principal sustrato energético del SNC y que utiliza para la resíntesis de ATP en trabajo mecánico de intensidad moderada.

Por lo que el organismo comienza a oxidar ácidos grasos como prácticamente única fuente energética

Esta oxidación de ácidos grasos puede llegar a acumular demasiada cantidad de Acetil-CoA en la mitocondria.

También puede pasar que al dejar de producirse la glucólisis en el citoplasma, cesa su conversión a piruvato, el cual actúa como precursor (vía carboxilación) del oxalacetato un intermediario que puede llegar a limitar la producción de ATP (energía) en el ciclo de Krebs.

La Acetil-CoA producida por la oxidación de ácidos grasos se empieza a acumular en la matriz mitocondrial, donde comienza a sufrir una serie de procesos que transforman el excedente generado en:

  • Acetoacetato,
  • Acetona,
  • Beta-Hidroxibutirato.

Estos cuerpos cetónicos van a poder ser utilizados como fuente energética por los órganos que no disponen de glucosa para la resíntesis de ATP (especialmente el cerebro).

Figura 2

Figura II. Metabolismo de la cetogénesis y su impacto en el metabolismo energético. Recuperada de: https://www.fisiologiadelejercicio.com/wp-content/uploads/2017/08/cuerpos-cetonicos.png

¿Qué es el BHB o Beta-Hidroxibutirato?

La Acetil-CoA que se empieza a acumular en la mitocondria por exceso de su producción o falta de metabolitos intermediarios, no se puede quedar ahí, así que el cuerpo la empieza a transformar hasta que obtiene Beta-Hidroxibutirato.

Se trata del cuerpo cetónico que tiene más presencia en el organismo porque es el más reducido de todos, esto quiere decir que el Beta-Hidroxibutirato actúa como provisión energética, circulando por el organismo hasta que una célula requiere energía.

Éste cuerpo cetónico entra en la mitocondria celular donde sufre un proceso inverso:

Beta-Hidroxibutirato -> Acetoacetato -> Acetoacetil-CoA -> Acetil-CoA

Una vez tenemos de nuevo Acetil-CoA, esta vez, sin la presencia de un exceso de la misma y con disponibilidad de completar el ciclo de Krebs, podemos utilizarla para volver a producir ATP (energía)

Ante esta evidencia fisiológica se han formulado suplementos conocidos como “sales de cetonas”, que son básicamente, Beta-Hidroxibutirato unido a un ión (BHB). Pero ¿para qué se utilizan las sales de cetonas?

Sales de Cetonas, por qué usarlas

En primer lugar tenemos que comprender que un exceso en la producción de cuerpos cetónicos serán eliminados a través de la orina, ya que su acumulación en el plasma sanguíneo puede alterar el PH y producir una situación de acidosis generada por presencia de cuerpos cetónicos (cetoacidosis).

Por lo que la utilidad de las sales de cetonas se limita a su uso para inducir un estado de cetosis más rápidamente y su administración graduada como sustrato energético cuando ya estamos en cetosis

Gran parte del cuerpo de evidencia que ha intentado demostrar que la administración exógena de sales de cetonas aumenta el rendimiento deportivo ha fracasado, como es el caso de O’Malley et al. (2017), en gran parte porque el grupo experimental es comparado con un grupo control al que no se le ha inducido un estado de cetosis; y su administración sin condiciones de restricción glucídica carece de sentido para este fin.

A pesar de que pueda haber lectores que rechacen esta idea… La cetosis es un estado fisiológico que tiene intereses clínicos, pero no sobre el rendimiento deportivo, ya que el tiempo hasta el agotamiento en una prueba de esfuerzo se ve directamente condicionada por la cantidad de hidratos de carbono consumidos en la dieta y, por tanto, de la disponibilidad de obtención de energía a través de la glucólisis (Véase figura II).

Figura 3

Figura III. Relación entre oxidación de glucosa, grasas y duración del ejercicio hasta el agotamiento en dietas con diferentes configuraciones nutricionales. (Guyton & Hall, 2016)

Sin embargo, la administración de sales de cetonas, como era de esperar, sí ha demostrado mejoras en marcadores séricos del metabolismo lipídico y glucídico; así como sobre la inducción del estado de cetosis en humanos

Consumo de Sales de Cetonas antes del entrenamiento

En primer lugar, aumentar las concentraciones séricas de cuerpos cetónicos a mediante el consumo de 0.3g/kg de peso de B-Hidroxibutirato pre-entrenamiento aumenta la oxidación de ácidos grasos en el cuerpo un 23%, y reduce la oxidación de glucosa un 8%:

Figura 4

Figura IV. Oxidación total de hidratos de carbono (CHO) y grasas (FAT) en el grupo control (placebo) vs experimental (ketone). (O’Malley et al. 2017)

¿Qué nos indica esto?

  • Que consumir sales de cetonas en la dosis anteriormente indicada antes de entrenar puede resultar una ayuda ergogénica interesante para aumentar la oxidación de ácidos grasos y, por tanto, para la reducción de la masa grasa del sujeto
  • Así como puede ser una estrategia interesante para producir un “ahorro” del glucógeno orgánico en competiciones donde su integridad es un determinante del rendimiento, ya que reduce su oxidación

Sales de Cetonas VS Esteres

Hasta ahora hemos hablado del consumo de sales de cetonas, esto ha sido simplemente así porque es el formato más fácilmente accesible para consumir B-Hidroxibutirato (BHB)

Sin embargo, un estudio realizado por Stubbs et al. (2017), en el cual administraban cetonas en forma de sales y éster, parece indicar que las concentraciones séricas del cuerpo cetónico son mayores cuando se consume en forma de éster y no de sal.

Figura BHB

Figura V. Concentraciones séricas (medidas en mMoles) de D-Beta-Hidroxibutirato desde el consumo hasta 4 horas después de diferentes formas de administración: éster alta dosis (círculo vacío); éster baja dosis (círculo relleno); sales alta dosis (cuadrado vacío); sales baja dosis (cuadrado lleno). (Stubbs et al. 2017)

La excreción urinaria de cetonas es significativamente mayor en el formato éster que en las sales, por lo que consumir éster de cetonas parece ser que aunque aumenta las concentraciones séricas de D-Beta-Hidroxibutirato en mayor medida que las sales, también genera una mayor degradación de la sustancia, por lo que el resultado final es similar.

Figura 6

Figura VI. Concentraciones séricas (medidas en mMoles) de ácidos grasos libres (A), Triacilglicerol (B) y Glucosa (C) desde el consumo hasta 4 horas después de diferentes formas de administración: éster alta dosis (círculo vacío); éster baja dosis (círculo relleno); sales alta dosis (cuadrado vacío); sales baja dosis (cuadrado lleno). (Stubbs et al. 2017)

Conclusiones

A pesar de la discutida superioridad del consumo de éster de cetonas sobre las sales de cetonas, ambos han mostrado efectos similares con diferencias no significativas

La ingesta de bebidas de sales de cetonas disminuyeron significativamente las concentraciones plasmáticas de ácidos grasos(de 0.7 a 0.4mM), triacilglicéridos (de 1.1 a 0.9mM) y glucosa (de 5.7 a 4.8mM) después de una hora, volviendo a la normalidad tras 4 horas del consumo.

Algo que nos muestra que los efectos ergogénicos del consumo de cetonas exógenas son agudos y no crónicos

Sin embargo estos resultados muestran que la administración de cetonas exógenas puede tener beneficios clínicos en poblaciones que presenten patologías metabólicas.

Fuentes Bibliográficas

  1. Hall, J. E., & Guyton, A. C. (2016). Guyton & Hall Compendio de fisiología médica (12a. ed.). Barcelona [etc.]: Elsevier.
  2. Murray, B., & Rosenbloom, C. (2018). Fundamentals of glycogen metabolism for coaches and athletes. Nutrition Reviews, 76(4), 243–259
  3. O’Malley, T., Myette-Cote, E., Durrer, C., & Little, J. P. (2017). Nutritional ketone salts increase fat oxidation but impair high-intensity exercise performance in healthy adult males. Applied
  4. Trevor O’Malley, Etienne Myette-Cote, Cody Durrer, Jonathan P. Little. Nutritional ketone salts increase fat oxidation but impair high-intensity exercise performance in healthy adult males.
  5. Stubbs, B. J., Cox, P. J., Evans, R. D., Santer, P., Miller, J. J., Faull, O. K., … Clarke, K. (2017). On the Metabolism of Exogenous Ketones in Humans. Frontiers in Physiology, 8, 848.

Entradas Relacionadas

Valoración Sales de Cetonas

Oxidación de ácidos grasos - 98%

Reducir degradación masa muscular - 97%

Ahorro glucógeno - 100%

Efecto agudo - 100%

99%

Evaluación HSN: 4.78 /5
Content Protection by DMCA.com
Te puede interesar
Energía NADH deporte
NADH – Un suplemento con el que estimular el metabolismo

El NADH (dinucleótido de nicotinamida y adenina) es una coenzima que se encuentra en todo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta nuestro HSNBlog?
HSN Newsletter
Pues imagínate las ofertas de nuestra tienda.

Déjanos tu email y te daremos acceso a las mejores promociones para nuestros clientes


Deseo suscribirme y acepto la politica de privacidad