Salud cardiovascular - Alimentos y buenas rutinas para su cuidado Blog de Fitness, Nutrición, Salud y Deporte | Blog HSN
Página Principal / Salud y belleza / Buenos hábitos / Salud cardiovascular – Cómo cuidar nuestro corazón: alimentos y buenas rutinas
Salud cardiovascular

Salud cardiovascular – Cómo cuidar nuestro corazón: alimentos y buenas rutinas

Para cuidar mejor la salud de nuestro corazón y reducir el riesgo de sufrir un infarto o un derrame cerebral, hay que entender el funcionamiento del sistema cardiovascular y seguir los consejos básicos para protegerlo mejor.

El corazón es el músculo que más trabaja del organismo. Late alrededor de 115.000 veces al día, con un índice promedio de 80 veces por minuto, lo que es lo mismo, 42 millones de veces al año. Las últimas noticias sobre las enfermedades del corazón y del sistema circulatorio revelan que, cada segundo muere una persona en nuestro país, a consecuencia de una patología cardíaca.

Existen algunos factores y marcadores de riesgo cardiovascular, que normalmente se asocian a una mayor posibilidad de sufrir una enfermedad cardiaca: colesterol alto, hipertensión, diabetes, tabaquismo, factores genética, estrés, obesidad y la frecuencia cardiaca.

Los estudios clínicos han demostrado que el magnesio, omega 3, CoQ10, la ribosa y las vitaminas B y K2 ayudan a proteger y cuidar el sistema cardiovascular.

¿Qué es la hipertensión?

Cuando el corazón late, bombea sangre hacia las arterias provocando presión sobre ellas ellas. Esta presión es la que hace posible que la sangre pueda circular por el organismo.

La tensión se divide en presión sistólica y presión diastólica. La primera es la presión provocada en las arterias cuando late el corazón. La segunda tiene lugar cuando el corazón descansa entre latidos.

Si la presión se eleva por encima del rango que se considera normal (existen unos parámetros especiales según sexo y edad), se produce lo que denominamos hipertensión arterial.

Presión arterial problemas de corazón

Enfermedad común

La hipertensión es una enfermedad muy común en todo el mundo. El problema de la hipertensión es que en muchos casos es un “mal silencioso”. Puedes tener la presiòn arterial alta y no tener ningún síntoma, por ello es esencial prevenirla.

Si no se controla, ésta puede afectar al funcionamiento del corazón, cerebro y riñones. Recuerda que la hipertensión es un factor de riesgo cardiovascular y que aumenta el peligro de padecer un accidente cerebrovascular.

Para controlar es vital llevar un estilo de vida saludable: hacer ejercicio, comer sano, controlar el peso, reducir la sal de las comidas, reducir el alcohol, evitar el tabaco y la cafeína y reducir el estrés.

Síntomas de la hipertensión

El problema de la hipertensión es que no provoca ningún síntoma en la mayoría de los casos. Muchas personas experimentan dolores fuertes de cabeza, nauseas o vómitos.

Hipercolesterolemia o colesterol alto

La hipercolesterolemia es uno de los mayores factores de riesgo a la hora de padecer un infarto u otros tipos de problemas cardiovasculares. Se trata de la presencia de colesterol en sangre por encima de los rangos que se consideran normales.

El organismo necesita una pequeña cantidad de colesterol para funcionar correctamente. Existen básicamente dos tipos de colesterol. La lipoproteína de baja densidad (LDL), conocido como “colesterol malo” que moviliza el colesterol desde el hígado a otras células del organismo, y la lipoproteína de alta densidad (HDL), conocido como “colesterol bueno” que, al contrario, moviliza el colesterol de otras células del organismo hacia hígado.

Debemos siempre mantener estos dos tipos de colesterol equilibrados dentro de los rangos considerados saludables.

Recomendaciones salud cardiovascular

Causas de colesterol alto

No obstante, una alimentación desequilibrada y la falta de actividad física además de otros factores, pueden propiciar un incremento de colesterol conocido como “malo” o LDL en el torrente sanguíneo que puede “pegarse” fácilmente en las paredes de los vasos sanguíneos formando ateromas, pequeñas placas que obstruyen los conductos.

Esto puede provocar diversas patologías bastante graves: problemas circulatorios, arteriosclerosis, infartos de miocardio y trombosis cerebrales.

Muchas veces se desconoce el motivo por el cual se tiene el colesterol alto, pero existen determinados factores que propician el aumento de colesterol como los antecedentes familiares, la alimentación o ciertas enfermedades. La falta de ejercicio y una dieta rica en colesterol, grasas saturadas y calorías son los desencadenantes más comunes.

¿Qué es un ataque al corazón?

El ataque cardíaco, conocido también infarto de miocardio o síndrome coronario agudo, tiene lugar cuando una zona del músculo del corazón es dañado o muere por falta de oxígeno. La sangre de las arterias coronarias transporta el oxígeno hacia el músculo cardíaco.

Gran porcentaje de ataques cardíacos tienen lugar por una obstrucción que hace que el flujo de sangre vaya muy lento o directamente quede taponado provocando arritmias o parada cardiaca. Es entonces cuando el corazón deja de latir y se produce lo que los médicos denominan infarto o muerte cardíaca repentina.

Los ataques cardíacos pueden tratarse cuando son diagnosticados con rapidez. No obstante, sin tratamiento, los ataques cardíacos pueden ser letales.

Los pacientes que sobreviven a un ataque cardíaco, sufren graves daños aunque superen el infarto. Entre estos daños sobrevenidos de las patologías cardiovasculares se incluyen las arritmias, insuficiencia cardíaca y un funcionamiento más débil y lento del corazón.

Cómo cuidar el corazón

Síntomas de un síndrome coronario agudo

El síntoma típico de un infarto consiste en un dolor en el pecho, en la zona situada junto al brazo izquierdo. Sin embargo, en determinados casos no se produce este síntoma antes del ataque cardíaco, por lo que resulta más difícil detectar su aparición.

Algunos ataques al corazón son repentinos e intensos, otros comienzan con lentamente manifestando antes algunos síntomas como:

  • Molestias en la zona pecho, normalmente se nota una presión incómoda, punzadas o dolor agudo
  • Molestia en la parte superior del cuerpo. Dolor o molestias en un brazo o en ambos, en la espalda, el cuello, la mandíbula o incluso el estómago
  • Falta de aire. Puede ocurrir con o sin malestar en el pecho
  • Otros síntomas: mareos, vómitos, nauseas o sudores fríos son también otros síntomas con los que se puede manifestar un ataque

Al igual que en los hombres, el síntoma más común de ataque al corazón en el sexo femenino es la molestia en el pecho. Pero, las mujeres son más propensas que los hombres a padecer algunos de los otros síntomas descritos anteriormente, como dificultades para respirar, mareos, vómitos, y dolor en la espalda o la mandíbula.

Derrame cerebral

El derrame cerebral es un grave problema que ocurre cuando existe una interrupción en la circulación de la sangre que va hacia el cerebro. El derrame cerebral también se conoce con el nombre de accidente cerebro-vascular o apoplejía.

Básicamente hay 2 tipos de accidentes cerebrovasculares. El primero, se denomina accidente cerebrovascular isquémico, provocado cuando un coágulo tapona u obstruye un vaso sanguíneo en el cerebro. De forma aproximada, el 80% de los accidentes cerebrovasculares que se producen son isquémicos.

El segundo tipo, es conocido como accidente cerebrovascular hemorrágico (derrame cerebral) se produce una ruptura y sangrado de un vaso sanguíneo en el cerebro. El 20% de todos los accidentes cerebrovasculares que se producen son hemorrágicos.

Los ataques cerebrales pueden afectar todo el cuerpo. Los efectos de un ataque cerebral pueden variar desde leves hasta severos, y pueden incluir parálisis, problemas de raciocinio, del habla, problemas de visión, y problemas en la coordinación motora. Los pacientes también pueden sentir dolor y adormecimiento después de un accidente cerebrovascular.

Las posibilidades de padecer un accidente cerebrovascular se incrementa entre las personas mayores de los 65 años.

Síntomas más importantes

Los síntomas pueden ser muy diversos y dependen de la zona del cerebro que ha sido afectada. Los signos más frecuentes de un accidente cerebral son:

  • Dolor de cabeza
  • Mareos
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Dificultad para hablar
  • Visión borrosa o pérdida de visión

Riesgos ataque al corazón

Insuficiencia cardíaca

Puede ser causada por muchos problemas diferentes del corazón. La hipertensión arterial que no esté bien controlada puede ser un motivo para que aparezca una insuficiencia cardíaca, aunque el motivo más común de insuficiencia cardíaca es la enfermedad de arteria coronaria (CAD).

Esta enfermedad de produce cuando las arterias que aportan sangre al corazón se estrechan por la acumulación de depósitos grasos denominados placas.

El corazón no puede bombea la suficiente cantidad de sangre y la sangre puede acumularse en otras zonas del cuerpo. El líquido se acumula en los pulmones, el hígado, el tracto gastrointestinal, al igual que en los brazos y las piernas. A esto se le llama “edema”.

Algunas personas son más propensas que otras a la hora de padecer una insuficiencia cardíaca, por ejemplo personas con hipertensión, personas que han padecido un ataque cardíaco, personas con válvulas coronarias anormales, personas con sobrepeso, personas con antecedentes familias con enfermedades cardiacas o los diabéticos.

Síntomas de la insuficiencia cardíaca

  • Edema de los pies y las piernas
  • Falta de energía y sensación de cansancio
  • Tos con flemas
  • Pérdida de apetito
  • Abdomen hinchado o blando
  • Problemas para respirar por la noche
  • Aumento de las ganas de orinar por la noche
  • Confusión
  • Problemas de memoria

Claves para mantener una buena salud del corazón

Son muchos los factores que influyen en las patologías cardíacas. En algunos de ellos no podemos influir, pero en otros sí. Determinadas circunstancias personales, como la edad, el sexo o los antecedentes previos familiares de patologías cardíacas no podemos evitarlas.

Las posibilidades de sufrir enfermedades cardiovasculares aumentan con la edad y los hombres tienen, estadísticamente, más probabilidades de sufrir un infarto que las mujeres.

Es esencial conocer los factores de riesgo en los que sí podemos influir para reducir las probabilidades de sufrir un infarto o un accidente cerebral. También es importante seguir los consejos y recomendaciones para mantener la salud de nuestro corazón.

Claves para cuidar la salud cardiovascular

Pautas a evitar:

  • Obesidad y el exceso de peso
  • Tabaquismo
  • Consumo de alcohol
  • Diabetes
  • Estrés
  • Falta de ejercicio
  • Colesterol alto o presión arterial alta
  • Comer en exceso y en concreto alimentos poco saludables

Cambiar por situaciones como:

Para cuidar mejor el corazón es muy importante llevar un estilo de vida saludable. En este estilo de vida hay que incluir llevar una dieta en la que prevalezcan los alimentos sanos.

En este aspecto, la dieta es un factor esencial. Deben evitarse los alimentos con demasiada grasa y hay que comer cada día frutas y verduras. También es importante realizar habitualmente deporte o ejercicio, bajar de peso y reducir el colesterol.

Con estas simples pautas podemos reducir el riesgo de sufrir un enfermedad cardíaca y aumentar, con ello, nuestra salud y esperanza de vida.

Hacer deporte una rutina

Productos buenos para la salud del corazón

Existen ciertos productos buenos para el corazón que son 100% naturales y que ayudan a prevenir la aterosclerosis, la insuficiencia cardíaca o la trombosis.

Granada

Granada para proteger el corazón

Los polifenoles encontrados en el extracto de granada poseen una acción antioxidante que promueve la prevención de enfermedades cardíacas y reduce el estrés oxidativo.

Tomar extracto de granada ayuda a prevenir el desarrollo de disfunción endotelial coronaria, que está vinculada con ciertas condiciones como la arterioesclerosis o la tensión arterial alta.

Semillas de uva

La semilla de uva es otro de los mejores suplementos para el corazón. Estudios demuestran que la semilla de la uva ayuda a prevenir las enfermedades del sistema cardiovascular y la arteriosclerosis.

Los taninos contenidos en la uva se ha visto que fortalecen las paredes arteriales. Además, disminuyen la agregación plaquetaria en la sangre, evitando así el riesgo de ataque cardíaco.

Ribosa

La ribosa es uno de los mejores productos para el corazón. Aporta a este órgano la fuerza que requiere para su funcionamiento óptimo.

La ribosa incrementa el buen funcionamiento del corazón al hacer ejercicio físico y disminuye el estrés asociado al esfuerzo.
Comprar D-Ribosa de HSNraw
D-Ribosa
Aumenta la energía celular. Colabora para la síntesis de ATP. Ideal en actividades de potencia. Mejora la recuperación tras el ejercicio.
COMPRAR

Aceite de krill

Perlas Aceite de Krill

El aceite de krill es un extraordinaria fuente de ácidos grasos omega-3 DHA y EPA. Estos ácidos grasos pueden influenciar de forma favorable los factores de riesgo que producen enfermedades cardiovasculares; disminución de los niveles de triglicéridos y presión arterial, además de un efecto antiplaquetario y antiinflamatorio.

Comprar Aceite de Krill de HSNessentials
Aceite de Krill
Apoyo a la salud cardiovascular y el sistema cognitivo.
COMPRAR

Coenzima Q10 y ubiquinol

La coenzima Q10, especialemente el ubiquinol, son otros de los suplementos para la circulación.

Se trata de una molécula soluble en grasa que juega un papel muy importante en la síntesis de energía dentro de las células del organismo. También posee increíbles propiedades antioxidantes.

Niveles bajos de coenzima Q10 pueden relacionarse con una mayor probabilidad de sufrir insuficiencia cardíaca.

Comprar Q10 de HSNessentials
Coenzima Q10
200mg de Coenzima Q10 (Ubiquinona) por cada cápsula. Protege el Corazón. Propiedades Antioxidantes. Interviene en la producción de energía celular. Apto para Veganos/Vegetarianos.
COMPRAR

L-arginina

Es sin duda uno de los mejores productos para la circulación. Se trata de un aminoácido con propiedades vasodilatadoras.

Comprar L-Arginina de HSNessentials
Arginina
Acción vasodilatadora. Mejora el riego sanguíneo. Favorece para el tratamiento de la disfunción eréctil.
COMPRAR

La arginina actúa como un agente preventivo de los ataques cardíacos ya que ayuda a dilatar las arterias, evitando de esta forma la creación de de coágulos. También evita la creación de placas en las paredes vasculares arteriales.

Vitaminas y minerales para proteger el corazón

Las vitaminas y minerales como cuidadores del corazón

En ocasiones no basta con llevar un estilo de vida saludable, y seguir una dieta equilibrada, sino que, además, también es necesario proporcionar a nuestro corazón los nutrientes necesarios para que se mantenga sano y fuerte.

Los suplementos para mejorar la salud del corazón, que favorecen que el sistema cardiovascular funcione mejor, son los productos multivitamínicos que contienen todas las vitaminas, minerales y oligoelementos que el corazón necesita.

Entre estas se incluyen, principalmente, la vitamina K2, el magnesio, las vitaminas del grupo B.

Comprar Vitamina B Complex de HSNessentials
Vitamina B Complex
Todas las Vitaminas del Grupo B. Intervienen en el metabolismo energético, apoyan al sistema nervioso, fortalecen el cabello, piel y uñas... Son algunas labores de entre una infinidad de procesos dentro del organismo.
COMPRAR

Funciones de las vitaminas y minerales

Las vitaminas del grupo B juegan un papel esencial en el buen funcionamiento del sistema cardiovascular. Por ejemplo, el ácido fólico es esencial para neutralizar la homocisteina y la niacina interviene en la formación de células sanguíneas, adelgaza la sangre, evita el endurecimiento de las arterias y reduce los niveles altos de colesterol.

Comprar Ácido Fólico de HSNessentials
Ácido Fólico
Fórmula Vegetariana. 800mcg por cápsula. Ideal para épocas de altos requerimientos (embarazo, lactanacia). Cuida la salud del corazón, y promueve la de piel, cabello y uñas.
COMPRAR

La vitamina K es esencial para la coagulación de la sangre. Es esencial para mantener la correcta circulación sanguínea.

Comprar Vitamina K2 de HSNessentials
Vitamina K2
Vitamina K2 procedente de MenaquinGold®. Favorece la salud ósea y cardiovascular. Propiedades anticoagulantes. Ideal para combinar con la Vitamina D3.
COMPRAR
Hay una estrecha relación entre la falta de magnesio y arritmias cardíacas. La falta de magnesio puede aumentar la probabilidad de sufrir anormalidades en el potencial de la membrana miocárdica, factor que promueve la inestabilidad eléctrica y a las arritmias cardíacas.
Comprar Calcio Magnesio Vitamina D de HSNessentials
Calcio Magnesio Vitamina D
Fórmula para contribuir con la salud ósea. Mejora la absorción del mineral calcio. Refuerza huesos y dientes.
COMPRAR

Fuentes Bibliográficas

Enlaces Relacionados con la temática:

Para cuidar mejor la salud de nuestro corazón y reducir el riesgo de sufrir un infarto o un derrame cerebral, hay que entender el funcionamiento del sistema cardiovascular y seguir los consejos básicos para protegerlo mejor. El corazón es el músculo que más trabaja del organismo. Late alrededor de 115.000 veces al día, con un índice promedio de 80 veces por minuto, lo que es lo mismo, 42 millones de veces al año. Las últimas noticias sobre las enfermedades del corazón y del sistema circulatorio revelan que, cada segundo muere una persona en nuestro país, a consecuencia de una patología…
Valoración Salud cardiovascular

Hipertensión - 100%

Consejos para mayor cuidados - 100%

Alimentos, vitaminas y minerales - 99%

Efectividad - 100%

100%

Evaluación HSN: 5 /5
Te puede interesar
Ejercicios para el Agua: Beneficios de la Hidrogimnasia
Ejercicios para el Agua: Beneficios de la Hidrogimnasia

Índice1 Entrenar en el Agua2 ¿Cómo realizar Ejercicios para el Agua?3 Sin flacidez, ni celulitis …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta nuestro HSNBlog?
HSN Newsletter
Pues imagínate las ofertas de nuestra tienda.

Déjanos tu email y te daremos acceso a las mejores promociones para nuestros clientes


Deseo suscribirme y acepto la politica de privacidad