Vitamina C para la piel Blog de Fitness, Nutrición, Salud y Deporte | Blog HSN
Página Principal / Nutrición / Vitaminas / ¿Por qué es buena la vitamina C para la piel?
¿Por qué es buena la vitamina C para la piel?

¿Por qué es buena la vitamina C para la piel?

Denominado como el auténtico secreto anti-edad, la vitamina C se ha ganado un gran espacio entre los tratamientos para la piel. Lociones, cremas o sérums del mercado cosmético lo introducen entre sus componentes para proporcionar una piel luminosa y elástica.

Pero, ¿cualquier es la razón de incorporar vitamina C en dichos productos? La principal es que este nutriente es un antioxidante, por lo que previene el daño en el ADN de las células de la piel, que son las primeras en verse dañadas debido a la radiación solar diaria.

De igual forma, la vitamina C restaura la flexibilidad de la piel, además de ayudar a formar colágeno, encargado de combatir las arrugas, principal enemigo de toda persona con el paso de la edad.

Pese a todo ello, hay que tener presentes algunos consejos a la hora de seleccionar los productos que utilizar en nuestra piel y que aseguran en su composición ácido ascórbico.

  • La concentración de vitamina C en productos cosméticos oscilan entre un 5 y un 30% del nutriente puro. Mayor porcentaje es muy complicado conseguir en dichas cremas o lociones.
  • Combinar con cremas fotoprotectoras altas o que incluyan dicha protección, ya que ello evita que la radiación solar la oxide.
  • Comprar lociones, cremas o sérums que combinen otros nutrientes: vitamina E o ácido hialurónico.

Oxidación vitamina C

Beneficios de la vitamina C para la piel

Ya hemos dado algunas pinceladas sobre los principales beneficios de la vitamina C para tu piel que pasamos a desarrollar a continuación:

Acción antioxidante

La utilización tópica de la vitamina C neutraliza los efectos nocivos de los radicales libres sobre tu piel. De esta forma se previenen y reparan los signos visibles debido, principalmente, a la exposición solar diaria, que afectan a la luminosidad y juventud de la piel.

El estrés, la polución o los cambios bruscos de temperatura también producen radicales libres que dañan las células de la piel y aceleran la aparición de signos de envejecimiento prematuro, como la formación de arrugas, líneas de expresión, pérdida de elasticidad y falta de luz en la piel.

Envejecemos porque nos oxidamos debido a la disminución de nuestra capacidad de defensa natural antioxidante frente a los radicales libres. La función de los antioxidantes es esencial para frenar el envejecimiento cutáneo, pues intervienen en la síntesis de colágeno y melanina, mejorando las arrugas superficiales y unificando el tono de las manchas solares, devolviendo al rostro su luminosidad, suavidad y vitalidad.

Efecto antiarrugas

Reafirmante

El denominado en los productos cosméticos como ácido ascórbico puro no es más que la aplicación tópica de la vitamina C.

Está comprobado mediante estudios científicos que esta forma de aplicar el nutriente ofrece entre un 20 y un 40 más de concentración que la administración oral a través de suplementos dietéticos.

De esta forma, algunos productos reconocen que sus compuestos consiguen reducir la longitud y profundidad de las arrugas hasta un 17%, previniendo también su aparición.

La principal tarea de la vitamina C en esta función es la de aumentar la síntesis de colágeno en la piel. El objetivo es estimular las fibras que participan en dicho proceso, con el fin de obtener una piel más elástica.

Despigmentante

Los cosméticos ricos en vitamina C cumplen con un gran apoyo para los tratamientos de hiperpigmentaciones.

Entre sus beneficios también se encuentra el hecho de unificar el tono de la piel, reducir las manchas oscuras que se producen por la exposición solar y a los radicales libres, así como por su aporte de luminosidad en la piel, como ya hemos remarcado anteriormente.

Otros beneficios

Otros beneficios

Aunque existan muchos mitos sobre mayores beneficios de la vitamina C para la piel, sí podríamos destacar su importante papel para ayudar en los tratamientos contra el acné.

Cuando se aplica ácido ascórbico sobre el cutis afectado por acné, la inflamación y el enrojecimiento causado por las espinillas disminuirán. La razón es que la vitamina C actúa directamente contra la bacteria que genera el acné (Propionibacterium acnes).

Su principal acción es evitar que los poros tapados se infecten y se llenen de pus.

Fuentes Bibliográficas

Enlaces Relacionados con la temática:

Valoración Vitamina C para la piel

Por qué utilizar vitamina C tópica - 100%

Antioxidante - 100%

Reafirmante - 100%

Despigmentante - 99%

100%

Evaluación HSN: 5 /5
Te puede interesar
Sobredosis B12
Exceso de vitamina B12: ¿cómo identificarlo?

Las vitaminas son necesarias (vitales). Ayudan al desarrollo de las funciones corporales básicas y a …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gusta nuestro HSNBlog?
HSN Newsletter
Pues imagínate las ofertas de nuestra tienda.

Déjanos tu email y te daremos acceso a las mejores promociones para nuestros clientes


Deseo suscribirme y acepto la politica de privacidad