Si tengo Vitamina D Baja, ¿Cómo la Aumento?

Si tengo Vitamina D Baja, ¿Cómo la Aumento?

Seguro que has escuchado una y mil veces aquello de que las vitaminas son necesarias para crecer fuerte y sano. En el caso de la vitamina D estás ante una increíble “generadora” de salud que hasta ahora se había venido relacionado con el óptimo estado de los huesos, pero a la que cada día se le descubren más y más virtudes relacionadas con el buen funcionamiento del cuerpo.

 Por esta razón, debes permanecer atento a la señales a fin de comprobar si tienes vitamina D baja (más información). Si es el caso, todo menos que cunda el pánico porque vamos a mostrarte el repertorio de armas que tienes en tu mano para aumentar los niveles de este “must have” de tu cuerpo. ¡Comenzamos!

¿Qué beneficios te ofrece el sol y vitamina D?

¿Cómo aumentar la Vitamina D?

¿Sabías que la principal fuente de vitamina D no se come? Pues es así porque en el caso de que intentaras hacerlo tendrías que darle un bocado ¡al mismísimo Sol!

¿Estás pensando en aumentar tus niveles de vitamina D? Déjanos decirte que existen diferentes vías para lograrlo. ¡Vamos con las principales!

Conoce los factores que influyen en la producción de vitamina D a través del Sol

Ya lo habrás imaginado. En verano resulta más sencillo. Al aire libre y en traje de baño tu cuerpo es capaz de producir en menos de una hora una cantidad de vitamina D equivalente a 10.000 o 20.000 UI (Unidades Internacionales).

Producir vitamina D a través de la luz resulta mucho más provechoso que ingerirla a través de los alimentos, ya que los niveles en sangre se mantienen durante más tiempo que cuando es ingerida por vía oral.

Consulta el listado de alimentos con el nutriente en el enlace – https://www.hsnstore.com/blog/vitamina-d/alimentos/

No obstante, ya hemos hecho mención a que esto no siempre es posible, por lo que acudir a los alimentos ricos en vitamina D y a los suplementos es la mejor forma de paliar su carencia. Aquí más información sobre su falta.

Sin embargo, la cantidad de vitamina D que tu cuerpo pueda producir a partir de las radiaciones electromagnéticas va a estar sujeta a una serie de factores (más):

Factores externos

  • Latitud o lugar de residencia
  • Época de año
  • Hora del día
  • Altitud
  • Nubosidad

Factores personales

  • Tipo de piel
  • Edad
  • Ropa/zona de la piel expuesta a las radiaciones solares
  • Uso de protector solar
  • Posición de exposición a los rayos solares (de pie/tumbado)

¿Qué factores influyen en el aumento de vitamina D?

La hora del día y la latitud en la que se toma el Sol influye

La cantidad de radiación UV-B del Sol que llega hasta ti va a depender tanto de las nubes como del ángulo del Sol. Cuanto más plano sea el ángulo, más largo será el recorrido que los rayos del Sol hayan de cruzar a lo largo de la capa de ozono, con el fin de producir la radiación UV absorbida por la dermis.

Ángulo de incidencia del Sol sobre el tejido de la piel

La producción de vitamina D va a depender igualmente del ángulo en el que las radiaciones caen sobre tu piel. A estos efectos, no es lo mismo que vayas caminando que si estás tumbado.

¿Quieres generar vitamina D de la mejor manera posible? Toma el sol tumbado en la playa o piscina y lo conseguirás.

¿Cuál es la forma más adecuada de tomar el Sol?

Los puntos clave para que aproveches al cien por cien tus baños de sol y generes vitamina D son:

  • Determina tu nivel de protección. Una vez la piel comience a mostrarse enrojecida tras la exposición solar, los efectos negativos  de los rayos UV no tardarán en aparecer
  • Practica una exposición progresiva. Si es posible, comienza las primeras exposiciones en primavera
  • Toma el Sol todos los días. Una vez se acerque el buen tiempo, planifica radiaciones solares diarias durante un corto espacio de tiempo
  • Toma el Sol en la mayor extensión de piel posible. No limites el bronceado a cara y brazos para absorber adecuadamente esta sustancia

¿Dónde se encuentra? ¡En el astro «rey» está la clave!

La vitamina D presenta la peculiaridad frente a otras de ser la única que no ha de absorberse a través de los alimentos sino que tu cuerpo la produce al tomar el Sol.

Como curiosidad te contaremos que dispones de un ingenioso mecanismo que impide que una excesiva exposición al Sol propicie que produzcas un exceso de vitamina D. El cuerpo pone la “barrera” en la producción de 20.000 UI, a partir de las cuales, el resto de esta sustancia se descompone en fotoproductos inactivos.

Un estudio clínico ha demostrado que las visitas regulares a un solárium pueden garantizarte niveles estables de 48 ng/ml. En el caso de las personas que no acuden a estos centros, tales niveles se reducen a 14 ng/ ml.

Conoce sus increíbles suplementos

La mejor alternativa para aportar a tu organismo los niveles que precisa  es la toma de suplementos dietéticos de vitamina D. Esta es la opción más segura, principalmente en aquellas personas que no reciben luz solar en cantidades suficientes o que no quieren exponer su piel al Sol. Puedes encontrar estos suplementos en formatos distintos como cápsulas, tabletas, gotas, barritas, sticks o  combinados de vitamina D y vitamina K2.

¿Dónde tomar el sol para aumentar la vitamina D?

¿Cómo tomar el Sol para absorber la Vitamina D?

Ahora ya sabes que eres capaz de producir vitamina D por ti mismo. ¿Cómo? A través de las radiaciones electromagnéticas del Sol que, al caer directamente sobre tu piel, la producen. Por ende, la  responsable del precioso bronceado que luces en verano es la intensidad de la radicación UV-B solar.

¿Estás pensando que, dadas las circunstancias, no vas a tener ningún problema en mantener llenos tus depósitos de vitamina D? En ese caso no somos portadores de buenas noticias porque lo cierto es que en la sociedad actual, la cosa no es tan sencillo como parece.

Acceder al suministro necesario de vitamina D, pese a que debería bastar con la exposición a la luz solar, se complica dado el estilo de vida de las grandes ciudades y la cantidad de horas que pasamos al día recluidos en espacios cerrados. Y los españoles no salimos mal parados del todo en este sentido, pues el problema se agrava en países situados al norte o en zonas excesivamente industrializadas.

El Sol, principal fuente de vitamina D

Esta increíble fuente permite la formación de vitamina D al exponer tur cuerpo a los rayos UV. ¿Tienes la piel blanca? En ese caso, consigue el aporte máximo durante los meses de verano exponiéndote a las radiaciones solares en torno a las 10 de la mañana, durante 10 o 20 minutos, en traje de baño y sin protector solar. Practica esta rutina 3 veces por semana y verás mejorados tus niveles de este formidable combustible de salud.

¿Por qué sin protector solar? Pues porque si aplicas protector solar no se produce vitamina D debido a  que bloqueas los rayos UV. De hecho, un protector solar con índice de protección 8 produce un bloqueo de en torno a un 95% de esta imprescindible sustancia.

¿Tienes ya clara la forma de elevar tus niveles de vitamina D? Actúa en consecuencia, toma baños de Sol e incluye en tu dieta diaria unos suplementos que vendrán a tu organismo “como anillo al dedo”.

Aquí tiene más info sobre la temática de la que hablamos:

Valoración ¿Cómo aumentar niveles de Vitamina D?

Principal fuente - 100%

Hora y latitud donde influye el Sol - 100%

Dónde se encuentra - 100%

Cómo tomarlo - 99%

100%

Evaluación HSN: 5 /5
Content Protection by DMCA.com
Te puede interesar
Colina Beneficios y Propiedades
Los 6 Beneficios y Propiedades de la Colina

Un nutriente esencial pero poco conocido. Así podríamos definir a grandes rasgos a la colina, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *